ago 31

 
Kilian Jornet entra en la leyenda del Ultra Trail del Mont Blanc con su segunda victoria consecutiva

Con sólo 21 años, el atleta catalán del Salomon Santiveri suma su segunda victoria consecutiva en la carrera de trail más importante del mundo, de 166 Km y 9.600 metros de desnivel positivo. “Este año las condiciones meteorológicas han sido terribles”, afirma Kilian, que terminó en 21h33’18’’. El segundo clasificado, a 1 hora de distancia. Mónica Aguilera 3ª; Marco Olmo se retira.

 Segunda participación en la carrera de trail más importante del mundo (166 kilómetros y 9.600 metros de desnivel positivo) y segunda victoria consecutiva. Y todo con 21 años, lo que añade al hito un récord de precocidad. El atleta del Salomon Santiveri Outdoor Team Kilian Jornet ha entrado hoy, a las 16:03 horas, en la leyenda del The North Face Ultra Trail del Mont Blanc junto a un histórico como Marco Olmo tras revalidar la victoria que ya conquistó el año pasado en Chamonix con un tiempo de 21h.33’18’’. Si en el 2008 su llegada a meta fue la gran sorpresa, este año el de la Cerdanya estaba en todas las quinielas y partía como el principal rival a batir por los 2.500 participantes que tomaron la salida el viernes.

Las malas condiciones meteorológicas, especialmente adversas por la noche, han impedido a Kilian bajar la plusmarca de la prueba que él mismo firmó el año pasado (20h.59’). Sin embargo, se ha vuelto a mostrar intratable con sus perseguidores. El primero de ellos, el francés Sébastien Chaigneau, ha llegado a una 1h.03’ de Kilian y el segundo, el japonés Tsuyoshi Kaburaki, a 1h.14’.

Kilian Jornet: “Este año las condiciones meteorológicas han sido terribles”

“Este año he podido disfrutar mucho más la llegada y festejarlo con el público”, decía Kilian pocos minutos después de completar cuatro maratones seguidos dando la vuelta al Mont Blanc. Y para ellos, para el público, fue el primer saludo del bicampeón, que este año llegó a meta “muy bien de piernas, al final he podido apretar. He tenido sólo una contractura y no sé si es del esfuerzo o de la caída”. Kilian se golpeó el muslo derecho a mitad de recorrido tras resbalar y darse con una piedra.

“Las condiciones meteorológicas han sido terroríficas. Muy duras. Hemos tenido niebla de noche y en las bajadas con el frontal no veías nada y desde La Fouly (Km. 108) también lluvia y un viento muy fuerte. Todos hemos sufrido mucho”, aseguraba Kilian que impuso un fuerte ritmo desde el primer kilómetro y a partir del kilómetro 30 marchó solo en un viaje que, dice, volverá a repetir: “En un futuro próximo seguro que volveré. El ambiente de esta carrera es espectacular”. De ahí su primer saludo en forma de reverencia al público nada más cruzar la meta.

Sébastien Chaigneau: “Su progresión es ilimitada”

El segundo clasificado, el francés Sébastien Chaigneau que se deshizo en elogios a Kilian: “El año pasado todo el mundo decía que lo que había hecho Kilian parecía imposible, y nada más lejos de la realidad. Nos ha vuelto a demostrar que para él nada es imposible. Su progresión es ilimitada porque además es muy joven”.

Mònica Aguilera: “El objetivo era acabar así que el podio me sabe a gloria”

Quería poner a prueba su rodilla, ver si era capaz de soportar los 166 kilómetros de una carrera que la atleta del Salomon Santiveri descubrió en el 2007, cuando fue subcampeona. Y la rodilla aguantó bien, casi tanto como la cabeza de Mònica, mucho más tozuda que la espesa niebla que tantos estragos ha causado en esta edición. A Mònica y un pequeño grupo la niebla les costó perderse y ceder unos 40 minutos. “No se veía absolutamente nada y perdimos el camino. Me dio mucha rabia porque era al principio (Km. 40) y me encontraba muy bien físicamente. Después quise apretar para recuperar tiempo pero me pasé, apreté demasiado y eso me hizo estar sufriendo hasta la misma línea de llegada. Hacía tiempo que no sufría tanto”. Pese a ello, pese al tremendo desgaste, la palabra abandono ni apareció por la cabeza de Mònica. “Ahora estoy muy, muy contenta. El objetivo era acabar porque eso significaba que mi rodilla se había recuperado. En la última bajada las piernas me dolían muchísimo y estaba convencida que me adelantarían y sin saberlo no sólo no me adelantó la quinta sino que la que tercera abandonó."

Por su parte, el italiano Marco Olmo, con 61 años, tuvo que retirarse a las pocas horas de comenzar la carrera, en la que puede que haya sido su última participación en esta prueba, como pudimos ver en el vídeo sobre su vida que os ofrecimos la pasada semana.

UTMB 2009 Hombres

JORNET Kilian 21.33.18 Salomon ESP
CHAIGNEAU Sebastien 22.36.45 The North Face FRA
KABURAKI Tsuyoshi 22.48.36 The North Face JAP

UTMB 2009 Mujeres

MOEHL Kristin 24.56.01 Patagonia USA
HAWKER Elisabeth 26.04.42 The North Face UK
AGUILERA VILADOMIU Monica 29.17.31 ESP

Fuente: Barrabes