nov 29

 
«Sueño con ir a los Picos»

Hay que aprender a convivir en las montañas como hemos hecho en las ciudades, aunque a mí me parece bien que vaya la gente», dice sobre la masificación del Everest

Denis Urubko recorre en la Semana Internacional su trayectoria

Nunca ha escalado en Asturias, pero es uno de sus «sueños». El alpinista ruso Denis Urubko (29 de julio de 1973) confesaba ayer que, tras haber visto fotos de las cumbres del Principado, una de sus metas es venir a la región. Puede que no tarde mucho en hacerlo puesto que, explica, en sus planes está trasladar su domicilio familiar -está casado y tiene cuatro hijos- a Italia. Y desde ahí coger el coche y recorrer distintos lugares de Europa. «Quisiera estar un par de meses en los Picos de Europa», dice.

Urubko participó ayer en la penúltima jornada de la Semana Internacional de la Montaña, en el Teatro Jovellanos. Recién llegado a Asturias, hablaba unas horas antes de sus experiencias en la montaña. Alpinista solidario y comprometido, Urubko ha ido un paso más allá en las más altas cimas del planeta y se ha situado en la élite del montañismo internacional. Sus catorce 'ochomiles' se quedan casi en una anécdota en la trayectoria de Urubko, que acumula aperturas de nuevas vías (en el Manaslu y el Broad Peak, por ejemplo), ascensión a cumbres en tiempos records y dos 'ochomiles' en invierno. Y, también, destaca por cómo acomete sus retos, con ascensos rápidos y ligeros.

Se puede decir que es uno de esos montañeros continuistas con el patrimonio que esculpió Reinhold Messner. Fue precisamente un artículo de este último y otro de unos polacos lo que, explica, «me abrió un mundo nuevo en la montaña». «Antes de leerlos, iba a la montaña un poco a hacer algo parecido al turismo. Mis primeros contactos con la montaña fueron a través de mi padre, que era cazador y pescador. Y le acompañaba en su trabajo de ingeniero por las montañas», relata.

De entre todas las cimas que ha coronado, confiesa, se queda con el Broad Peak (8.051 metros) porque «abrimos una nueva ruta por la cara Sur». Explorar nuevos caminos caracteriza sus expediciones. En la última, sin embargo, nada salió bien. Su amigo Alexey Bolotov perdía la vida en mayor de 2005 cuando ambos buscaban abrir una ruta en estilo alpino en el Everest (8.848 metros). «Estábamos descendiendo y una de las cuerdas fijas, que estaba desgastada, se rompió», relata. De momento, añade, no tiene intención de volver a la cima de la Tierra. «Estoy todavía afectado por la muerte de mi amigo», reconoce.

Rescates sin dudarlo

En el fatal accidente de Bolotov, nada se pudo hacer por salvarle. Pero Urubko ha participado en otros rescates, como en la fallida operación para salvar a Iñaki Ochoa de Olza en el Annapurna. «Cuando es un amigo el que está en peligro, no hay que dudarlo. Con Iñaki, yo no dudé en ponerme en marcha», argumenta sobre cómo reacciona cuando recibe una comunicación de emergencia en la montaña. «Creo que son los amigos más directos los que tienen que ayudar», añade antes de puntualizar que, lógicamente, si se topa con una persona accidentada, no puede mirar hacia otro lado.

Entre sus próximos planes está intentar abrir una nueva ruta en el Kanchenjunga (8.586 metros) la próxima primavera con Alex Chicón, Adam Bielecki y Boris Dedeshoko. También tiene en mente acometer una invernal en el K2 (8.611 metros) en 2014. «Cuando estoy en una ascensión invernal sé que estoy en un sitio muy peligroso, es pura supervivencia. Sólo con estar unos minutos en un sitio seguro ya te relajas», cuenta sobre estas expediciones a muchos grados bajo cero en las cumbres más elevadas del planeta.

«También tienes un poco de miedo», reconoce con una sonrisa. La misma que exhibe cuando se le pregunta por la masificación en el Everest. «Yo estoy contento de que vaya mucha gente, creo que es algo bueno. Aunque lo mismo que en las ciudades hemos aprendido a vivir mucha gente junta, hay que aprender a convivir en las montañas», plantea.

Hoy cierra la Semana -que organiza el Torrecerredo, en colaboración con Ensidesa, La Peñuca, La Calzada, El Trasgu Andayón y el Grupo, además del Patronato Deportivo Municipal de Gijón y Cajastur- Iker Karrera, quien hablará sobre las 'ultra-trails' a las 20 horas en el Jovellanos.

Fuente: El Comercio