jul 27

 
Mariona Aubert: las cuatro caras del Urriellu en el día

Mariona Aubert empezó a escalar en roca y con continuidad en setiembre de 2009 en el curso de montaña de la Guardia Civil, lo había probado antes, aunque no mas de 1 vez o 2 al año.

Desde que empezó a tomármelo mas en serio, se enganchó, y en el poco tiempo que lleva escalando le ha dedicado bastantes horas.. “cuando le echas horas, se mejora con facilidad sobre todo al principio, con grados no muy altos, por lo que motiva mucho.”

También ha estado muchos años compitiendo en esquí de fondo y biathlon, y al tener una buena base física, ha progresado mas rápido.

Compañera de Bernabé Aguirre en el GREIM de Panticosa, acaban de escalar las cuatro caras del Urriellu en el día, una actividad que no se tiene noticia de haber hecho antes ninguna chica.

MM: ¿Cómo surge la idea de hacer las cuatro caras del Urriellu en el día con Bernabé Aguirre?

Conocí Aguirre porque somos compañeros de trabajo, pero no fue hasta que entré en el curso de montaña donde le conocí más al tenerlo de instructor.

La idea surgió el año pasado, que medio en serio medio en broma, Aguirre me dijo de ir hacer las cuatro caras del Urriellu, pero ahí se quedó la cosa, en un simple comentario, y en cuanto empezó hacer bueno,  le dije de ir buscando fechas, que no se me había olvidado su proposición. Así que cuadramos fechas y el reto empezó a tomar forma.

MM: Como ha ido la experiencia.. contenta?

Nunca había escalado tantas horas, por lo que no sabía si aguantaría, si se haría pesado… pero a pesar del cansancio y la deshidratación acabé contenta y satisfecha.  En la primera vía me encontré súper cómoda, y eso que era la mas dura de grado y la mas larga, en la segunda el cansancio ya se notaba, y en las dos últimas ya fue aguantar el tirón, menos  mal que eran las mas cortas, ahí se notaba la experiencia de Aguirre, que fue de menos a mas.

Está claro que sin Aguirre este reto no hubiera tenido forma, y con quien mejor para hacerlo que con un local como él que lleva ya mas de 500 ascensiones al Picu, que  se lo conoce como la palma de su mano

MM: Habías escalado antes el Urriellu? Conocías las vías? Que sensaciones te ha causado cada una?

Escalé en Urriellu el año pasado en el curso del GREIM, me gustó mucho, y ya me picó el gusanillo, pero no ha sido hasta ahora que he podido volver.

De las cuatro vías que hicimos:  la Leiva, la Pidal, la Cepeda y la Sur, repetía dos, la Pidal y la sur.

La Leiva fue la mas larga y técnica, ya que tiene pasos de 7a, 6c y 6b, aunque no son obligatorios, y al ser la primera, fue la que disfruté más al ir mas descansada, a pesar de un pequeño incidente con un dedo de Aguirre, que se le reventó la yema del dedo índice, menos mal que llevábamos un poco de esparadrapo…

La Pidal ya me la conocía, unos largos de travesía un poco confusos, y ya para arriba, se pasa el paso de la panza de la burra y ya nos metimos en la canal hasta arriba.

La Cepeda es una de las que mas me gustan, pero ese día no la disfruté demasiado, ya que el cansancio ya se hacía presente y llevaba los pies destrozados. Pasamos por el paso del rompetobillos y salimos por el agujero.

Y la sur ya fue aguantar, empalmando largos hasta el máximo de la cuerda para ir mas rápido, menos mal que es la mas corta y la mas fácil.

MM: ¿Qué le dirías a una chica que nunca ha escalado para que probara esta actividad?

Que lo pruebe porque engancha, es una forma de hacer deporte en un marco incomparable, donde solo el paisaje ya motiva para seguir adelante. Además el ambiente es muy sano, y hay mucho compañerismo. De todas formas que aprenda con gente que controle, no solo de escalada sino también de montaña, material, maniobras…porque cuando todo va bien no pasa nada, pero cuando algo sale mal todo se empieza a complicar.

Y que a pesar de lo bonito que es también tiene sus riesgos, por lo que hay que ir con mil ojos, y sobre todo con seguridad.

Fuente: Montaña Montaña