ago 3

 
En marcha un fuerte ataque a cima en el K2; Gerlinde, Ericsson, Fabrizio y Kinga Baranowska parten hacia la montaña

Individualmente son muy fuertes, pero en grupo forman un equipo difícil de repetir. Gerlinde Kaltenbrunner con Ralf Djumovits, Fredrik Ericsson, la polaca Kinga Baranowska y Fabrizio Zangrilli con sus compañeros unen fuerzas para un último intento al K2 por el corredor Cessen. Esperan conseguir el día 6 la cima.

La temporada avanza, y algunos van ya para dos meses en la montaña. Así que han decidido unir sus fuerzas, en uno de los grupos más fuertes que recordamos últimamente que se haya unido para atacar un ochomil. Por un lado el alemán Ralf Djumovits, con los 14 ochomiles ya realizados. Su esposa, Gerlinde Kaltenbrunner, que de conseguir esta cima alcanzaría los 14. El esquiador sueco Fredrik Ericsson con su amigo Trey Cook. La polaca Kinga Baranowska con algún compañero. Fabrizio Zangrilli (de conseguirlo, ¡¡ésta sería la decimoprimera vez en su vida que alcanzara el hombro del k2!! Sumando, ha estado más de 1 año escalando esta montaña).

Los polacos han instalado el campo 4, el último, pero el resto de la montaña está prácticamente sin equipar, ya que todos los grupos van en estilo alpino (caso de Gerlinde y Ericsson) o cercano al alpino. Es un reto muy duro, el K2 en alpino, pero un grupo tan fuerte y experimentado puede tener posibilidades.

Hoy por la mañana han abandonado el campo base, y si todo va bien, esperan conseguir la cima el día 6. Según la polaca Kinga Baranowska, les tiene algo preocupados el cuello de botella: desde el campo base se ve en él una larga zona de hielo azul que puede ser muy complicada. En su campo 4 hay tornillos de hielo y cuerdas por si fuera necesario equiparlo.

Tanto Ericsson como Gerlinde y Ralf dicen estar muy bien de ánimo. En esta ocasión la aclimatación es perfecta, ya que todos los que ascienden han estado ya a 7.900m de altura en la montaña, hace tan solo una semana.

Mucha suerte para todos.

Fuente: Barrabes